Es el lema de Andrew Henderson de nomadcapitalist.com. El tipo es un consultor para gente que gana 6, 7 o más cifras (en dólares) en cómo crecer su capital asegurándose que esté en los países correctos donde los impuestos sean los más bajos posibles legalmente.

Andrew insiste que podemos ir siempre a donde nos traten mejor, donde estemos mejor a nivel financiero. Recientemente extendió esto otras areas de la vida de lo y empezó a promover el "lifestyle design" o el diseñar tu estilo de vida. El objetivo es  definir cómo, dónde y cuándo quieres trabajar, divertirte, descansar, invertir, etc. Es una idea contraria a cómo nos dijeron que viviéramos la vida. Te invita a que no te conformes, a que definas qué quieres para tu vida y trabajes para ello. Hoy quiero tocar ese tema.

Muchas veces creemos que estamos limitados por la vida en que nacimos. En parte lo estamos. Si nacimos en un hogar rico o pobre o si vivimos en un país de primer o tercer mundo tiene mucha influencia sobre cómo será nuestra vida. Es innegable la desigualdad y la falta de oportunidades. Por otro lado, mucha gente utiliza este argumento para sustentar por que su vida está como está. Creo fielmente en la capacidad de auto-determinarnos, de crecer y estar mejor mañana que hoy. Cada día tenemos la capacidad de dejar de lamentarnos, dejar de culpar a otros por quienes somos y crecer. Esto sin embargo, es extremadamente difícil si no se tiene un ambiente adecuado de crecimiento en la vida. Lo bueno es que esto también lo podemos cambiar para luego crecer en otros aspectos.

Dado esto, quiero reflexionar sobre las algunas de las dimensiones de nuestra vida que definen ese ambiente de crecimiento. Estas son mis opiniones y me encantaría que las controvirtieran. Si lo quieren hacer, no duden contactarme. Me encanta aprender con otros. He aquí las reflexiones:

Tu estado emocional

Si te llevas sintiendo mal días, semanas o incluso años, para. No es normal. No es normal que pienses de manera destructiva. No es normal que no tengas confianza en ti mismo. No es normal. Busca ayuda en un familiar, un amigo, un terapeuta incluso en un colega del trabajo. No te aisles. Puedes salir del lugar emocional en que te encuentras. Estoy escribiendo un libro sobre cómo empezar terapia de manera efectiva, tal vez te pueda servir. Si te interesa, ingresa aquí y deja tus datos. Te contactaré cuando tenga la primera versión lista en un par de semanas.

Tu trabajo

Si tu trabajo te hace mal, busca otro. Siempre se puede encontrar algo mejor si estás dispuesta a crecer como profesional. Tal vez tome un tiempo encontrar uno nuevo, pero el hecho de buscar implica que estás tomando las riendas de tu vida. Te lo repito, tú puedes tomar las riendas de tu vida. No sientas que estás atrapada en ese trabajo. Hay empresas geniales donde realmente les importan sus empleados. Ven a cada persona que contratan como un ser humano que es fuerte pero a la vez vulnerable. Hay empresas que quieren pagar lo justo a sus empleados y hasta más. Busca una de esas. Personalmente quiero que todas las empresas del mundo piensen así. Creo que es posible cambiar la manera cómo se hace una empresa para centrarla en el buen vivir en vez de sólo el capital. Esta iniciativa se llamará Lento y contento y me encantaría escuchar tus experiencias.

Tus relaciones amorosas

Si tu relación no te suma, es tóxica y te desbalancea, tal vez deberías acabarla. Las relaciones son para construir juntos, para apoyarse. Personalmente no entiendo cómo la gente vive en relaciones llenas de drama, peleas (no discusiones. Siempre habrá discusiones), situaciones incómodas... Veo cómo mujeres y hombres están con alguien que les succiona su energía, sus ganas de crecer, de ser mejores. Veo cómo algunos empiezan a conformarse. Hay una frase muy disiente del libro/película The perks of being a wallflower: We accept the love we think we deserve. Yo te digo: Te mereces a alguien mejor. Mira esto.

PS: Esto aplica para también para tus "amistades". Amigos hay pocos. Si encuentras uno, nutre mucho esa relación. Un amigo verdadero es de las cosas más lindas de este mundo.

Tu hogar

Si tu casa no te hace sentir en casa, es momento de tomar acción. Elimina las cosas con la metodología de Marie Kondo, limpia, saca lo que no sirva. Ponle tu sabor a ese espacio que podría ser tu hogar. Quiero que puedas llegar cualquier día y sonreír, sabiendo que ese espacio, lleno de amor propio, te espera. SI quieres aprender más del método de Marie Kondo, te recomiendo:
Versión en manga
Versión normal

Donde vives

Si la vida en la ciudad te estresa, ve a las afueras. El aire es mejor, es más barato y estarás en calma. Tengo familia y amigos que lo han hecho. Dicen que es la mejor decisión que han tomado. Te imaginas haber pasado la peor parte de la pandemia en el campo y no encerrado en un apartamento? Yo sí. Quiero que así sea mi vida.

Tu País

Si tu país, su gente y su m anera de vivir no resuenan contigo, no tienes porque quedarte. Vivimos en un momento donde hay muchas maneras de migrar: irse a estudiar, a trabajar, visas working holiday, visas de empleados calificados, etc. Busca un país que resuene con quien eres, con lo que te gusta y con lo que quieres para el futuro. Tengo amigos como Luis Mejía que aman su país y aunque saben que hay mejores lugares quieren quedarse a mejorar las cosas. Eso también está bien, desde que no sacrifiques tu seguridad física o mental. Tú vales más que el resto del mundo. Si no te tienes como prioridad, ¿quién lo hará?


Como ven, siempre se puede tomar acción. Se puede tomar las riendas de la vida. La cosa es, dependiendo de tu estado emocional, puede ser muy fácil o muy jodido. Te invito a que lo intentes. Puede que no veas cambios en un día o en unas semanas, pero créeme, estás avanzando. Con paciencia y consistencia tu vida será diferente. Camina, experimenta.